Ir al contenido principal

A Jesús Maestro

Jesús Maestro:
que yo piense con tu inteligencia,
que yo ame con tu corazón,
que yo vea todo con tus ojos,
que yo hable con tu lengua,
que yo oiga solo con tus oídos,
que yo guste lo que tú gustas,
que mis manos sean las tuyas,
que mis pies caminen sobre tus pasos,
que yo rece con tus oraciones,
que yo trate con tu trato,
que yo esté en ti y tú en mí;
tanto que yo desaparezca.

Beato Santiago Alberione